Camp Tecnológico es un proyecto educativo líder cuyo objetivo es despertar el interés de los más jóvenes por las materias del área STEM: ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas a través de la Tecnología Educativa. Nuestro foco es mejorar sus habilidades en estas áreas y, con ello, aumentar sus probabilidades de éxito académico y profesional futuro.

Nacer a partir de una idea… Y crecer año a año

Pioneros en educación tecnológica

En 2013 surgió un nuevo fenómeno alrededor del mundo de los videojuegos con la aparición de Minecraft , al que decidimos dar una vuelta de tuerca y organizar los primeros cursos educativos a nivel nacional, relacionando el aprendizaje en programación y el propio videojuego tranformando el novedoso Minecraft en un impulso didáctico.

Otro de nuestros objetivos es ser un referente internacional en el terreno de la tecnología educativa, ya que actualmente se ha generado un movimiento muy importante a nivel global sobre las posibilidades de Minecraft en el mundo de la educación. Gracias a estas novedades, en los años 2014 y 2015, nos posicionamos como la empresa referente del sector, duplicando anualmente nuestra actividad y generando nuevas sedes.

Hemos dedicado estos últimas años a potenciar y desarrollar lo que llamamos Lab Tecnológico, (nuestro departamento de I+D+i de desarrollo de nuevos materiales didácticos). Esto es clave para poder ofrecer a nuestros chicos y chicas lo último en tecnología. Por ello, hemos asistido a las dos últimas ediciones de la mayor feria de educación del mundo Bett en Londres, a la World Maker Faire en 2014 en Nueva York o al CES 2015 en Las Vegas.

El futuro es incorporar la educación en tecnología dentro del Curriculum Oficial de los Colegios, por ese motivo hemos creado cursos específicos para la formación a profesorado. Consideramos la implantación curricular como un esencial para aquellos docentes que quieran estar actualizados en nuevas herramientas y metodologías educacionales, y que esto les permita divulgar ciencia y tecnología correctamente en los centros educativos. ¡¡Manos a la obra!!